Fotografías de Margarita Sánchez Urdaneta y Benjamín Matte